ABUNDANCIA ¡Ranas de la suerte!

Desde la antigüedad, muchas poblaciones han considerado las ranas como símbolos de buena suerte, abundancia, paz, prosperidad, salud y sobre todo atrayentes de dinero; para otras, son íconos de protección en el hogar, amuletos de amor y guardianes del bienestar humano; incluso hay quienes aseguran que las ranas son conductoras de energías. ¡Tener una en casa nunca está demás!

Sin embargo, el truco no funciona colocando una rana en cualquier espacio de su hogar; existen diferentes estrategias para lograr obtener resultados favorables. Tiene que ver con aspectos como el color, la forma, la preparación y el lugar dónde se debe ubicar; estos elementos son sumamente importantes, pues de ellos depende la efectividad de las ranas.

En primer lugar, si usted lo que desea es fortuna en abundancia, para su familia, negocio o empleo; debe comprar una rana china, de esas que poseen tres patas; pues según el astrólogo venezolano Alfonso León “éstas forman un triángulo que simboliza la Energía del Universo”. Además tiene que ser de color verde para la prosperidad, y dorada para atraer dinero. Si la rana tiene una moneda en la boca sería mucho mejor, pues indica que todas las riquezas que se han ido regresarán en mayor cantidad. Por otra parte, tome en cuenta el material de elaboración, comúnmente son fabricadas en cerámica, barro o cobre.

Después de haber conseguido la grandiosa rana de la suerte, colóquela en un lugar alto; sus patas traseras deben estar en dirección a la puerta de entrada, funcionará como un imán. ¡Cautivará todas las energías positivas que usted necesita! Tenga mucho cuidado en la posición, si la sitúa al revés, con la cara hacia la puerta; rechazará todo el dinero y atraerá vibras negativas. ¡No deje que nadie toque su rana para que no pierda la magia!

Las ranas de la suerte son una de las mayores energías como talismán del “Feng Shui”, cultura que se basa en este animal como símbolo de la inmortalidad y amuletos dinerales. Para ellos, las ranas representan abundancia por la cantidad de huevos que ponen; una de las técnicas que tiene mayor auge, consiste en ubicar en un plato banco de cualquier material (menos plástico), tres monedas del mismo valor, haciendo la forma de un triángulo; luego se cubren con granos de lentejas y arroz, y se orienta la rana encima diciendo en voz alta cada una de sus peticiones.

Del mismo modo, se dice que es de buena suerte encenderle tres velas cada tres días y rezarle lo siguiente: “Señor, te pido para que en mi casa exista la abundancia, que nunca me falte nada, que la salud y el amor me acompañen para lograr el éxito, que la riqueza sea parte de mi y la suerte no me desampare. Gracias te doy por tu infinita misericordia”. Esta oración deberá realizarla hasta que las velas se consuman, como una forma de purificar las ranas para mantenerlas vivas en su mundo mágico. ¡Compre una rana y olvídese de la mala suerte!

¿Y tú que opinas? Deja tu comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *